miércoles, febrero 09, 2011

TRANQUILITA, HERA

Tranquilita, Hera, tranquilita,
te devuelvo a tu Zeus intacto.
Nunca ha sido más virgen,
ni allá en sus once años.
Eso sí, yo no respondo,
por las divinas o las humanas
que calientan su cremallera
de hombretón enamorado
los pares y los impares
de su ocupado calendario.
Te diré que no es mi tipo
sin entrar en detalles.
Ni tan divino ni tan humano
ha resultado ser tu marido.
Quita, quita, no seré yo
quien hable, que no me atañe
según me recibías en el Olimpo
para tirarme de los pelos,
de la lengua o por un desfiladero.
Ni soy tonta ni tu amiga,
ni este pendejo mi amante
ni esto una epopeya antigua.
Así que corto y cambio,
que dura ya lo que poco ha sido,
y que tu marido te aproveche
si te dejan las otras, algún domingo.



2 comentarios:

Anónimo dijo...

Susto me he dado cuando he visto lo de "Advertencia de contenido". ¿Qué habrá hecho esta mujer?, me he dicho. Y luego no era nada, salvo alguna palabra de esas que dicen que suenal mal, creo.

Vaya, Carolina, estás de lo más poetosa últimamente. ¿La primavera? ¿la musa o el muso que se te han metido hasta los higadillos? ¿alguna experiencia vital de intensidad variable pero eficaz? ¿lapso versocreativo a la espera de éxitos musicales?

Besos desde por aquí.

Andoba

yo, la reina roja dijo...

Hola, Andoba. Bienrecibido. La verdad es que estoy simultaneando bastante bien escritura y cante. De hecho, entre los dos grupos no paro. En Madrid aún no tenemos fecha pero a Barna vamos la semana que viene. El disco viene pronto, lo anunciaré aquí mismo.
Besos!